UAV GP Anji 2016 – Copa Formación Shanghai

Este año volvimos a Anji, cerca de Shanghai para el UAV GP esta vez con copa de vuelo en formación de turbinas, todo organizado por el gobierno chino y Powerbox-Systems.

Por desgracia el tiempo no acompañó, lluviendo de manera continuada durante todos los días del evento.  No obstante, en rachas de poca lluvia y cuando la visibilidad lo permtiría, logramos dar un número de vuelos suficientes como para poder llevar al cabo el evento e importantemente la competición.

Para empezar, aquí teneis un video con un poco de todo del fin de semana.  Esta grabado en los momentos en los que sí pudimos volar, imaginar cómo era cuando no!

 

Participaban seis equipos, más el chino que por problemas con un modelo no volaron:

-Team Redbull – Volando los Aermacchi Mb339 de Airworld 
-Team Horizon – Volando los L39 de Paritech/Tomahawk
-Elster Team – Volando sus propios Su27 vectoriales
-Reds Duo – Volando los Bae Hawk mk66 de Airworld
-Team Italy – Volando los Rebel Pro de Pirotti
-Team France – Volando con J10 vectoriales de Carf

Además de los pilotos de formación, fuimos Hans Litjens (pulsoreactores), Michael Wisbacher (helicópteros 3D), Sebastiano Silvestri (Jet 3D), y Tzu Chu Lin y yo con acrobáticos 3D, todos para realizar vuelos de exhibición fuera del campeonato.

Al igual que el año anterior además hubo una competición de UAV totalmente autómatas, peleando por un contrato militar.  

Los helicópteros tenían que ser capaces de leer un número en un televisor grande, desplazarse hasta una pared donde estaban colgados todos los numeros del 0 al 9 y disparar tinta hasta dar en el número que había visto.

Los aviones tenían que despegar, dar una vuelta y realizar un recorrido que consistía en atravesar tres porterías, no mucho más grandes que los modelos.  Estas estaban las tres en línea recta, pero entre porteria y porteria había un “semáforo” en medio, el cual se iluminaba y según qué flecha, el modelo tenía que pasar por la izquierda o la derecha de la portería, y luego volver a centrarse para la siguiente porteria.

Tras unas mangas muy apretadas y que todos los pilotos tuvieran algún tipo de problema, percance o reparación (mayoritariamente causados por la lluvia o agua) fueron el equipo Redbull, Sebastian Fuchs y Tim Stadler los que lograron el oro y el cheque de 10.000$, muy merecidos tras unos vuelos en formación muy próximos incluso en las condiciones meteorologicas tan complicadas.